miércoles, 18 de enero de 2017

NOTICIA: TODO LO QUE NECESITAS SABER SOBRE EL AUMENTO DE LAS HORAS NO LECTIVAS

Entre el 2017 y 2018, aumentarán en 461.947 mil horas el tiempo total que los profesores chilenos disponen semanalmente para el trabajo fuera del aula. (Sepúlveda, 2015) 
.
A partir del 2017, con la nueva Política Nacional Docente, todos los docentes que trabajen en establecimientos con financiamiento  estatal (escuelas municipales, particulares subvencionadas y de administración delegada) verán cómo su tiempo no lectivo aumenta de un 25% a un 30% para realizar -fuera del aula- diversas acciones que tengan fines  pedagógicos.  
Sin duda, esta modificación mejorará la  calidad de vida de nuestros docentes y educadores. Y se espera, que en un futuro cercano, logre impactar positivamente en el aprendizaje  de nuestros niños y niñas. Pero, ¿qué impacto tendrá esta modificación en la organización escolar? ¿Cómo asegurar este tiempo a los docentes? ¿Qué deben saber las escuelas? Aquí te contamos
.

Horas No Lectivas: 9 cosas que debes saber

.
1. Financiamiento: Para asegurar el aumento de horas no lectivas, la subvención escolar aumentará los años 2017 y 2019 para todos los establecimientos municipales y particulares subvencionados..

2. Tiempo no lectivo:  En 2017, el tiempo no lectivo aumentará su proporción a, al menos, 30% de las horas de contrato dedicadas al aula (30% no lectivo / 70% lectivo). En 2019 el tiempo no lectivo aumentará a 35% de las horas de contrato  (35% no lectivo / 65% lectivo).

.3. Incentivos al trabajo en contextos vulnerables: Los profesores de primer ciclo (1º a 4º básico) que se desempeñen en escuelas con más de 80% de alumnos vulnerables, tendrán mayor tiempo no lectivo: 40% de horas no lectivas desde 2019.  Para esto, los sostenedores tendrán autorización para utilizar recursos SEP.

4. Se resguarda el uso de tiempo no lectivo: Con la nueva ley se resguarda que el 40% del tiempo no lectivo sea utilizado en tareas relacionadas al aula: planificación de clases, evaluaciones de aprendizajes, así como otras actividades pedagógicas relevantes al establecimiento, previa consulta al Consejo de Profesores.

5. Gestión del tiempo no lectivo y redistribuir de tareas: Debido al aumento, los directivos deberán tomar decisiones y redistribuir las tareas para el año 2017 considerando las diferentes posibilidades para cada profesor. Te presentamos 3 opciones que tu establecimiento podría considerar: 1) Aumentar las horas de contrato del profesor para lograr la nueva proporción (en caso de ser posible) 2) Reducir la cantidad de horas lectivas del profesor, y contratar a otro docente que realice las horas lectivas que quedarán liberadas 3) Reducir la cantidad de horas lectivas del profesor, y reasignar las horas lectivas liberadas a otro docente del colegio con menor carga horaria.

6. Asignación de hora no lectivas por bloques: Los equipos directivos debieran procurar que las horas no lectivas sean asignadas en bloques de tiempo, los cuales sean suficientes para que los profesores puedan desarrollar la totalidad de sus labores asociadas al proceso de enseñanza y aprendizaje.

7. Se recomienda facilitar espacios de trabajo colaborativo: Con la definición de bloques de tiempo no lectivo, se presenta una gran oportunidad para coordinar instancias de trabajo colaborativo entre docentes, con el fin de potenciar las comunidades de aprendizajes.

8. Los establecimientos deben evitar la sobrecarga laboral:  Los docentes prefieren priorizar, en su tiempo no lectivo, el desarrollo de actividades de planificación y capacitación. Por lo cual se sugiere que reduzcan actividades que los docentes desean disminuir, tales como: actividades gestión, reemplazos y supervisión. Más información sobre estos datos en el siguiente estudio.

9. La comunidad educativa debe procurar el buen uso de tiempo: El tiempo no lectivo debe estar centrado a fines pedagógicos, ya que según Estudio de Uso del tiempo no lectivo: El 78% del tiempo docente realizado fuera de la jornada laboral, está dedicado a actividades de planificación. Para profundizar en esta información revisa la siguiente publicación.

FUENTE: eligeducar.cl

ARTÍCULO: EL GPS DEL APRENDIZAJE - LA NUEVA FORMA DE RETROALIMENTACIÓN A LOS ESTUDIANTES ESTE 2017


Todos los años, profesores y educadores buscan nuevas formas de retroalimentar a sus estudiantes para promover aprendizaje significativos. Algunos docentes buscan estrategias que ya están probadas, pero otros van mucho más allá. Para esos profesores, hoy  presentamos “El GPS del Aprendizaje”.

GPS es el anacronismo que, al igual que un aparato de geo posicionamiento, guiará a tus alumnos durante este año. El GPS del aprendizaje, les mostrará a tus estudiantes el destino final y qué camino que deben seguir, les indicará dónde están actualmente y les mostrará los pasos a seguir para llegar hasta donde ellos quieran llegar.

¿Cuál es tu destino final en el aprendizaje?, ¿dónde estás actualmente con tus conocimiento o habilidades? Y ¿Qué caminos debes tomar para potenciar tu conocimiento o habilidades?  Son solo algunas de las preguntas que tus estudiantes podrán responder a final de año.

Para implementar el “GPS del aprendizaje” es importante que profesores y educadores sean conscientes de la importancia que tiene la retroalimentación en el proceso formativo de un alumno. Además de entregar información clave para lograr este objetivo.
Si un profesor quiere retroalimentar a sus estudiantes solo debe utilizar las siguientes preguntas:

Meta (G): ¿Cómo sé que mis estudiantes tienen claridad de lo que se espera? Muéstrales diferentes modelos de trabajos de calidad de otros alumnos que los ayudarán a fijar un estándar. Entrégales una demostración de habilidades para que noten cómo llegan a la meta. Haz que completen la frase “Sabré que lo estoy haciendo bien cuando…”. Pregúntale a los estudiantes cuál es su objetivo o meta de aprendizaje y que lo expliquen con sus propias palabras.
.
Posición (P): ¿De qué manera le muestro a los estudiantes su posición relativa respecto de la meta u objetivo? Usa una rúbrica objetiva que entregue metas por cada nivel, no hagas comentarios poco claros. Nuevamente usando una rúbrica, pregúntale a los alumnos por una auto-evaluación. Haz conferencias en grupo o uno a uno. Y haz que los estudiantes comparen su trabajo con el modelo de calidad buscando diferencias y similitudes.
.
Paso (S): ¿Qué estrategias específicas, habilidades o información necesitan los estudiantes para progresar? Entrégales uno o dos pasos para iniciar el progreso, muchos pasos podrían abrumarlos. Si hace una retroalimentación al curso completo o una demostración a solo un alumno, mostrar una habilidad o una estrategia podría ayudar. Lo mejor es mostrar las estrategias o habilidades que los estudiantes necesitan para el aprendizaje antes o mientras éste se produce.
.
Como ves, la retroalimentación es muy importante al momento de llevar a nuestros alumnos hacia el aprendizaje, porque les permite encontrar el camino adecuado a su propio ritmo, siempre con la guía del docente. Sin ellos ese camino no podría existir.

Fuente: eligeeducar.cl

martes, 17 de enero de 2017

ARTÍCULO

“Debemos hacer que la educación alcance a la tecnología, sino tendremos muchos problemas sociales”

Charles Fadel, director del Centro de Rediseño Curricular de la U. de Harvard, presentó en Chile su libro “La Educación en cuatro dimensiones”, traducido al español por educarchile y que puedes descargar gratuitamente.

¿Qué deberían aprender nuestros alumnos para estar mejor preparados para el siglo XXI?, ¿estamos enseñando y evaluando los elementos correctos? Éstas son algunas de las preguntas que plantea Charles Fadel, académico del Centro para el Rediseño Curricular de la Universidad de Harvard, en su nuevo libro “La Educación en cuatro dimensiones”.

En el contexto de su participación en el Congreso del Futuro, el experto en habilidades del siglo XXI presentó en Chile esta obra, traducida al español por el educarchile, portal educativo del Ministerio de Educación y Fundación Chile.

El académico afirmó que la educación actual no está respondiendo a los desafíos actuales de la sociedad ni a los futuros, caracterizados por el avance acelerado de la tecnología, el cambio climático, la inequidad e intolerancias religiosas. “Durante la Revolución Industrial, la tecnología se adelantó a la educación y sufrimos. Hoy, en medio de la revolución tecnológica, debemos hacer que la educación alcance a la tecnología, sino tendremos muchos problemas sociales”, afirmó Fadel.

En su libro, el experto plantea que para que esto ocurra, es necesario repensar la educación desde sus contenidos. Esto implica pasar de un currículum basado exclusivamente en los conocimientos a uno que también incluya las habilidades, actitudes y el meta aprendizaje, es decir, la reflexión sobre la forma en que aprendemos. Según el académico de Harvard, “nuestra meta es que la educación sea pertinente para los tiempos modernos, no sólo en el conocimiento, sino cómo éste se usa y se relaciona con el mundo. Esto incluye elementos como el carácter, liderazgo y ética. Además, aborda el cómo reflexionamos y nos adaptamos”.

El especialista explicó que este cambio de paradigma en el curriculum puede avanzar desde los cambios en la política pública sobre currículum nacional, pero también desde acciones localizadas impulsadas por las propias escuelas y sus docentes. Por ejemplo, la clase de matemática puede ser una muy buena oportunidad para formar en creatividad, pensamiento crítico o indagación. Lo propio ocurre en historia, que puede ser un espacio para comprender cómo nos insertamos en los grandes procesos sociales en curso. “En un mundo fluido y cambiante, debemos ser versátiles y adaptables, concluyó Fadel.

Descarga el libro “Educación en cuatro dimensiones” aquí.

Fuente: educarchile.cl



jueves, 12 de enero de 2017

ARTÍCULO: EXPERTA DETALLA CUATRO CLAVES PARA ENSEÑAR GRAMÁTICA CONTEXTUALIZADA A LA ESCRITURA

En el currículum vigente para Educación Básica desde 2012, la enseñanza de la gramática está incorporada dentro del eje de Escritura. Es decir, no debe enseñarse de manera independiente, sino de manera contextualizada junto con la escritura.

Sin embargo, esto implica un desafío para los docentes, quienes pueden no tener formación en esta área. Es un tema que incluso va más allá de las fronteras chilenas. Por ello, es una de las líneas de investigación de Debra Myhill, Decana del College de Ciencias Sociales y directora del Centro de Investigación en Escritura de la Universidad de Exeter, Reino Unido.

La académica ha realizado numerosos estudios sobre la enseñanza y aprendizaje del lenguaje, la escritura y la gramática. “¿Por qué debemos enseñar gramática? ¿Debemos enseñarla para que los alumnos aprendan la estructura del idioma? ¿Para evitar que cometan errores al escribir y hablar? ¿Para desarrollar un entendimiento de los textos que leen? En Inglaterra, no está claro por qué la gramática está en el currículo. Por más de 50 años, los profesionales y tomadores de decisiones se han dividido en torno al beneficio de enseñar gramática”, dijo la experta.

Myhill explicó que diversos estudios muestran que no hay evidencia del impacto de la enseñanza de la gramática en la escritura. Sin embargo, aclaró que todos estos estudios investigaron clases en que la gramática y la escritura se enseñaban en forma separada y ninguno analizó el impacto de la enseñanza de la gramática ligada a la enseñanza de la escritura.

Por esto, diversos estudios realizados en el Centro de Investigación en Escritura de la Universidad de Exeter, que la profesora Myhill dirige, analizaron el impacto de la gramática enseñada en contextos de escritura y lectura, y mostraron positivos resultados.
¿Cómo debe ser entonces la enseñanza de la gramática para que genere impacto? Myhill explicó que la pedagogía propuesta por la Universidad de Exeter para la enseñanza de la gramática está basada en cuatro principios. El primero implica hacer una conexión entre la gramática que se enseñará y cómo esta funciona en el marco de la escritura de textos concretos. Por ejemplo, explorar el uso de los tiempos verbales pasado y presente en las crónicas de los periódicos para relatar y comentar un hecho.

El segundo principio es explicar la gramática mediante ejemplos y no a través de largas explicaciones o definiciones. El tercero es proponer una discusión con los estudiantes  sobre la gramática y sus efectos, por ejemplo, discutir con  toda la clase las elecciones gramaticales realizadas por  dos alumnos para escribir un ensayo y los efectos que tienen estas opciones  sobre el significado de su escrito. El cuarto principio refiere a usar ejemplos de textos auténticos para relacionar a los estudiantes con la  comunidad más amplia de escritores. Por ejemplo, usar el material de la ONG WWF para explorar cómo usaron la gramática en un texto persuasivo.
“La clave es que no sólo es importante cómo escribimos, sino también sobre qué escribimos. La gramática es un recurso para generar significado”, explicó Debra Myhill. Señaló, por ejemplo, que las oraciones: ‘Madre, rompí la ventana’ y ‘Madre, se rompió la ventana’ tienen un significado muy distinto, aunque ambas están compuestas por casi las mismas palabras. Lo que ocurre es que la forma gramatical produce la diferencia en el sentido.

Myhill agregó que cada decisión gramatical es una opción: “escribir no sólo es qué mensaje queremos entregar, sino también cómo formas la oración, las frases y los párrafos, para generar  el significado que quieres crear en el lector”.
La profesora Myhill fue invitada por el CIAE para colaborar en el proyecto Fondecyt que investiga el impacto de la enseñanza de la gramática contextualizada a la escritura en la calidad de los textos de estudiantes chilenos de 6° básico, proyecto dirigido por la investigadora Carmen Sotomayor.

Fuente: ciaeuchile

ARTÍCULO: "EN LA ENSEÑANZA DE LA ESCRITURA, HAY QUE PERMITIR LOS ERRORES CONSTRUCTIVOS"

Ana María Kaufman ha sido profesora de la Escuela de Sicología de la Universidad de Buenos Aires por más de 20 años y miembro del grupo asesor académico del Ministerio de Educación argentino y de varias universidades en el programa "Alfabetización en la Unidad Pedagógica". Su principal área de investigación es la didáctica de la escritura y lectura y es autora de numerosas publicaciones, entre las cuales figuran  "Lectura y escritura: el día a día en las aulas" y "El desafío de evaluar procesos de lectura y escritura".

Recientemente estuvo en Chile para participar del Simposio Internacional de Literacidad en la Escuela 2016 (SILE), organizado por el CIAE de la U. de Chile. Durante ese encuentro, conversó con el CIAE sobre cómo los niños comienzan en el mundo de la escritura. “Los niños hacen dos aprendizajes cuando están iniciándose en la escritura: primero, aprender el sistema silábico, que es cuando se dan cuenta de que nuestra escritura tiene mucha relación con la sonoridad. Luego, aprenden que el sistema es alfabético y continúan con lo ortográfico”, explica la experta.

Agrega que en el pasaje de la escritura silábica a la escritura alfabética, hay momentos confusos en los que el niño puede invertir, omitir o sustituir letras, los que pueden hacer pensar que el escolar ya tiene la escritura alfabética y que tiene problemas de dislexia o de otro tipo, pero que no lo son, sino que son momentos normales de pasaje.

-¿Cómo identificar esos momentos?
Cuando los niños empiezan a escribir con las letras correspondientes y las sílabas directas, palabras como ‘paloma’ o ‘conejo’, las van a escribir bien, pero de repente cuando tienen que escribir palabras como ‘cangrejo’, ‘serpiente’, ‘tigre’, simplifican las sílabas y escriben, por ejemplo, ‘cagrejo’. Eso significa que aún están en proceso de entender que el sistema es alfabético, están en ese pasaje.

-¿Cuál puede ser la manera de intervenir del profesor en esos momentos?
Una manera muy interesante es la que propone la investigadora mexicana Celia Zamudio: ella les daba a los niños todas las letras que pertenecían a esta palabra, ‘cangrejo’. Algunos chicos usaban sólo algunas de esas letras y escribían, por ejemplo, ‘cagrejo’. Y ella les decía que la ‘n’ también debía  estar e iba trabajando con ellos cada pedacito de palabra. Los niños terminaron fonetizando en 20 días.
-¿Qué estrategias pueden usar los padres para evitar estos problemas?
Esa escritura es un error constructivo, que tiene una lógica detrás y que todos los niños cometen en algún momento. Uno puede permitir su aparición y trabajar en su superación. Aclarado eso, creo que lo mejor que pueden hacer los padres es leerles mucho a sus hijos. Los chicos van a aprender mucho con esas lecturas. Leer para disfrutar de la lectura y seguro que un chico que lee mucho, escribirá mejor.

-¿Cuáles son los otros problemas más frecuentes que se producen cuando los niños van introduciéndose en la escritura?
En primer grado, el problema más serio es que demoran mucho en entender que el sistema es alfabético y que no escriban con todas las letras. Más adelante, el problema será ortográfico y después otras dificultades  tendrán que ver con la elaboración de textos.

-¿A dónde apuntar en las nuevas generaciones para que escriban textos más elaborados?
A escribir y leer todos los días en la escuela. Es decir, actividades vinculadas con la lectura y lenguaje escrito. Por ejemplo, un día leer un cuento y después escribir sobre los personajes de ese cuento. Lo más importante es que el niño se acostumbre a escribir sin miedo.

FUENTE: ciaeuchile

martes, 10 de enero de 2017

REFLEXIÓN: Decálogo para tener éxito educativo


Todos sabemos que, en educación, no existen recetas mágicas e infalibles para alcanzar el éxito. El problema se agrava cuando ni siquiera somos capaces de ponernos de acuerdo en lo que es el "éxito educativo".

Aunque tengo la esperanza de que algún día escolarización y educación sean dos conceptos sinónimos, lo cierto es que hoy en día no es así. Personalmente estoy convencido de que el éxito educativo no coincide necesariamente con un expediente académico excelente; creo que tiene que ver con todo aquello que nos permite vivir con plenitud y autonomía.

Para tener una vida plena  y autónoma es necesario que la educación nos aporte contenidos y conceptos, cuantos más y más complejos, mucho mejor: sin tener una cabeza "bien amueblada" es imposible ser crítico, creativo... Pero también es fundamental que la educación que recibimos posibilite que utilicemos lo que sabemos para crear cosas, para afrontar retos y desafíos, para adaptarnos a los cambios, para tener espíritu crítico. Por ello, es necesario saber, pero también saber hacer; es necesario ser, pero también convivir.

A continuación, enumeraré 10 consejos que pueden conducir a docentes y alumnos al éxito educativo, tal y como lo he definido:

1. Conócete, valórate. La educación solo puede comenzar a edificarse sobre unos buenos cimientos de autoconocimiento. Tanto el que enseña como el que aprende debe ser consciente de sus fortalezas y de sus debilidades. Tener confianza en uno mismo nos debe llevar a marcarnos unas altas expectativas en nuestras posibilidades de aprendizaje.

2. Lee todo lo que puedas, todo lo que caiga en tus manos. Además de la lectura, hay otras muchas formas de alcanzar el conocimiento. Pero la lectura nos aporta un plus, nos abre la posibilidad de visitar y conocer otros mundos, otras realidades, otras gentes, otras culturas... lo que despierta nuestra curiosidad y nuestra imaginación, que son dos elementos fundamentales para alcanzar el éxito educativo.

3. Emociónate y emociona. Tanto para enseñar como para aprender, es importante tener en cuenta las emociones. Sin emoción es muy difícil motivarse y es casi imposible lograr un aprendizaje significativo. También es imprescindible saber identificar y poder controlar nuestras emociones, que seamos resilientes, que seamos tolerantes a la frustración.

4. Busca tu elemento. Nunca debemos dejar de perseguir nuestros sueños, nunca debemos dejar de dedicar tiempo y esfuerzo a aquello que nos gusta y que nos hacer sentir realizados. Esfuérzate, sin esfuerzo no hay resultados; rétate, desafíate... disfruta de ese esfuerzo. Cuando hacemos lo que nos gusta el esfuerzo es placentero pero también nos ayuda a que nos cueste menos sacrificio hacer cosas que no nos gustan, pero que son necesarias.


5. Menos es más. No debemos pretender enseñar ni aprenderlo todo. Es mejor abarcar menos pero de forma profunda que pasar superficialmente por muchas cosas. Tenemos que buscar causas, efectos, consecuencias, relaciones en todo lo que enseñamos o aprendemos.

6. Más allá de los contenidos. No solo los contenidos, los datos, las informaciones son importantes. También lo es potenciar las habilidades no cognitivas (meticulosidad, perseverancia...) que fortalezcan nuestro carácter y nos doten de las herramientas y destrezas que nos permitan perder el miedo a equivocarnos y que un fracaso no sea motivo de frustración, sino un paso más hacia el éxito.

7. Colabora para ser competente, para ser mejor tú y hacer mejores a los demás. Se puede ser competente sin ser necesariamente competitivo, en la colaboración está la base del progreso de la sociedad. La suma de los talentos, esfuerzos y el trabajo común de un grupo de personas nos hace llegar más lejos, ser mejores como equipo y como individuos.

8. Comunícate. Debemos dominar la capacidad de expresarnos tanto oralmente como por escrito. Debemos cuida la forma de comunicarnos con los demás, es fundamental para mostrar quiénes somos en realidad.

9. Crea, no solo digas y consumas. Si nos limitamos a enseñar y a aprender aquellos otros ya han enseñado o aprendido, no tendremos una educación completa. Es necesario que seamos creativos, que miremos las cosas desde distintos puntos de vista, desde diferentes perspectivas para aportar algo nuevo: es la base del progreso.

10. No dejes nunca de aprender. Esta es la consecuencia final de una educación exitosa. Cuando creemos saberlo todo, es cuando no sabemos nada. No hay que tener miedo al cambio. Hay que tener siempre la capacidad de aprender y de desaprender cuando sea necesario.

Fuente: salvarojeducacion.com/